Como limpiar el teclado de la computadora y notebook


El teclado de nuestra computadora es uno de los elementos de la misma que más suciedad puede llegar a acaparar, debido a que está siempre en contacto directo con todo lo que pasa delante del monitor, incluyendo tazas de café y toda clase de deliciosos entretenimientos alimenticios.

Esto ha quedado demostrado en una serie de recientes estudios llevados adelante por el microbiólogo Peter Wilson, a través de los cuales pudo conocerse que un teclado puede llegar a albergar más bacterias que la tapa de un inodoro, y podría hasta incluso provocar peligrosas enfermedades. Según el experto, el teclado “es un reflejo de lo que hay en tu nariz y en tus intestinos”, una imagen sin dudas bastante fuerte.

Para evitarnos cualquier complicación surgida de la suciedad acumulada en el teclado lo mejor es realizar una limpieza a conciencia del mismo. Desafortunadamente muchos usuarios no saben cómo higienizar este periférico de forma correcta, y ese es precisamente el objetivo de este artículo, en donde conoceremos cuales son los procedimientos correctos para limpiar teclados de PC y de portátiles.

Limpiar un teclado

Cuando iniciamos la tarea de la limpieza del teclado de nuestra computadora de escritorio o nuestra notebook, en principio debemos revisar a grandes rasgos la cantidad de basura y suciedad que se ha acumulado en el mismo, para luego evaluar qué tipo de limpieza requiere, es decir si se trata sólo de una limpieza superficial, o bien debemos llevar un proceso de higiene más completo y profundo.

En el caso en que consideremos que nuestro teclado sólo necesita de una limpieza superficial, lo único que tenemos que hacer es desenchufarlo de la PC y darlo vuelta para eliminar cualquier residuo que pudiera estar alojado en el fondo del gabinete.

Luego de ello deberemos utilizar una lata de aire comprimido, cuyo aire aplicaremos para retirar los restos más resistentes. A continuación volvemos a dar vuelta el teclado y a sacudirlo. Una vez que finalizamos con este primer paso, utilizaremos una aspiradora para retirar el polvo y otras sustancias.

Luego de ello, le toca el turno a la superficie y a las teclas, elementos que podremos limpiar utilizando un paño húmedo, siempre teniendo en cuenta de no ejercer demasiada presión para no dañar los mecanismos ni borrar las inscripciones de las teclas. Para los lugares a los que no podemos llegar con el paño, lo mejor será usar hisopos de algodón, también conocidos como cotonetes.

Ahora, en el caso de que la suciedad sea más grave, entonces será necesario realizar una limpieza mucho más profunda, y que implica retirar las teclas del dispositivo.

En este punto es necesario destacar que debemos evitar retirar las teclas correspondientes a la barra espaciadora, Shift, Enter y Tab, ya que debido a su tamaño quizás sea una tarea difícil volver a encajarlas en su lugar en forma correcta.

Las teclas del teclado las podemos retirar en forma relativamente sencilla valiéndonos de un destornillador pequeño de pala, con el cual haremos presión sobre la base de las mismas.

Una vez retiradas las teclas, limpiamos el interior del teclado en el siguiente orden: Aire comprimido, paño húmedo e hisopo.

Sin embargo, para una correcta limpieza y desinfección del periférico, también es necesario que lo limpiemos con una solución de alcohol isopropílico diluido en agua.

Para evitar problemas, no deben usarse soluciones en base a alcohol etílico o productos abrasivos. Otro punto a destacar es que el exceso de agua también puede ser perjudicial, así que solo debemos usar paños ligeramente humedecidos.

Limpiar teclado de computadora

A continuación te detallamos paso a paso cómo limpiar el teclado de una computadora de escritorio, de manera tal que se realice una limpieza profunda, la cual en realidad deberíamos realizar al menos una vez al mes.

Paso 1

Lo primero que debemos hacer antes de iniciar cualquier tipo de limpieza en la computadora o sus periféricos es desconectar el equipo de la corriente eléctrica. Luego ya podremos desconectar el teclado de la PC si se trata de un teclado por cable; en el caso de los teclados inalámbricos es aconsejable quitar las pilas antes de iniciar el proceso de limpieza.

Paso 2:

Una vez desconectado el teclado, lo volteamos hacia abajo y le damos unos pequeños golpecitos para que se desprenda la suciedad superficial que pueda haber entre las teclas.

Paso 3

En esta misma posición podemos limpiar la superficie de atrás del teclado con aire comprimido o bien con un paño. También podemos optar por retirar los tornillos para quitar la tapa posterior del teclado, con lo cual podremos limpiar el interior y la carcasa.

Paso 4

Una vez finalizada la limpieza en la parte posterior del teclado, nos trasladaremos a la zona de las teclas. Allí lo primero será quitar las teclas una por una con la ayuda de un destornillador. Cabe destacar que no es necesario ejercer demasiada fuerza para lograr quitar las teclas, por lo que se recomienda hacerlo con cuidado para evitar que las mismas puedan llegar a quebrarse.

Paso 5

Cuando las teclas hayan sido removidas, comenzaremos con la limpieza interior del teclado, para lo cual utilizaremos el aire comprimido o una aspiradora de mano y un pincel que nos permita barrer con toda la suciedad acumulada sobre esta superficie interna.

Paso 6

Lo siguiente será limpiar las teclas del teclado por separado, lo cual podemos hacer introduciéndolas en un balde con agua y detergente para vajilla siempre y cuando no se trate de un producto abrasivo. Podemos ayudarnos a quitar la mugre acumulada en el interior de cada tecla con un cepillo de dientes que ya no utilicemos.

Paso 7

Lo siguiente será secar una por una las teclas, teniendo cuidado de no ejercer mucha fricción que pueda borrar las letras impresas, y asegurándonos de que las mismas estén totalmente secas antes de colocarlas. Luego de ello, ya podemos comenzar a montar cada una de las teclas en su sitio correspondiente.

Paso 8

Una vez rearmado el teclado, deberemos pasar un paño seco sobre la superficie del mismo para eliminar cualquier mota de polvo que pueda haber quedado. En este punto podemos aprovechar para limpiar con el mismo paño el cable del teclado.

Limpiar teclado de notebook

Afortunadamente, limpiar el teclado de una PC portátil es mucho más sencillo, ya que por diseño no podremos desarmarlo para limpiar el interior, por lo que se tratará de una limpieza más superficial. Es por ello que se recomienda, en el caso de poseer una notebook, que la limpieza del teclado de la misma se realice de forma periódica, al menos una vez a la semana.

En este punto lo único que podemos hacer es limpiar las teclas con un paño húmedo teniendo en cuenta la misma consideración que con los teclados de PC: No dañar las impresiones de las teclas ni los interruptores.

Para los intersticios entre las teclas, lo más recomendable es usar un pincel suave y de buena calidad. En el caso de que se vea suciedad en la base de las teclas o en otros lugares de difícil acceso, entonces será pertinente volver a usar la lata de aire comprimido o aspiradora de mano y los cotonetes.

Por último podemos utilizar un paño suave sobre la superficie del teclado y las teclas, y con el mismo paño realizar una limpieza de la carcasa de la notebook. Podemos también humedecer el paño levemente con algún producto especialmente diseñado para llevar a cabo este tipo de limpiezas, que por lo general suele ser útil además para limpiar la pantalla de la notebook.

¿Qué hacer ante un accidente con el teclado?

Algo que puede sucedernos, sobre todo a aquellas personas poco cuidadosas, es que al estar con la computadora y al mismo tiempo tener en nuestras manos un vaso con agua, refresco o cualquier otro tipo de bebida, sin quererlo se vuelque el contenido del vaso sobre el teclado.

A pesar de que podemos creer que este tipo de accidentes sólo suelen ocurrirles a las personas descuidadas, lo cierto es que ninguno de nosotros está exento de pasar por una circunstancia en la que cualquier tipo de líquido termine derramándose sobre el teclado de la computadora, lo cual puede llegar a ser una verdadera tragedia.

En el caso en que nos suceda un accidente de este tipo, es aconsejable recordar los pasos que se detallan a continuación, que nos permitirán no sólo limpiar el teclado, sino también evitar que el mismo se arruine.

Paso 1

Apenas ocurrido el derrame de líquido, de forma inmediata debemos desconectar el teclado de la computadora o apagar la notebook.

Paso 2

Lo siguiente será voltear el teclado y sacudirlo ejerciendo una mínima fuerza, a fin de que pueda caer casi todo el líquido que pueda haberse acumulado en el interior del mismo.

Paso 3

Tomamos un paño que tengamos a maño, como por ejemplo una toalla, y comenzamos a secar el teclado mientras el mismo continua boca abajo.

Paso 4

Se recomienda dejar el teclado dado vuelta el mayor tiempo posible, para que se elimine el agua sobrante. Lo ideal es dejarlo así durante varias horas.

Paso 5

Una muy buena idea para evitar el daño del teclado, en el caso de los dispositivos que se utiliza en una computadora de escritorio, es introducir el teclado en un recipiente con arroz, de manera de que el teclado quede por completo cubierto con el arroz, siempre colocado boca abajo. Esto hará que se absorba todo el líquido que pueda haber quedado alojado en el interior del teclado.

Paso 6

Al día siguiente, cuando veamos que ya no queda humedad en el teclado, deberemos realizar la limpieza profunda que describimos más arriba en este artículo.

Conclusión

La limpieza del teclado no es algo que deba tomarse a la ligera, ya que está en constante contacto con nuestras manos, y estas con nuestra boca y ojos, ubicaciones especialmente sensibles a la contaminación con bacterias.

Si tomamos en cuenta estos consejos para la buena limpieza de un teclado, no tendremos problemas de ningún tipo, y además lograremos que el periférico nos ofrezca mucho tiempo de buen servicio.