Todo sobre Malware: virus, troyanos, spywares y otras amenazas


Todo aquel que a diario usa una computadora con acceso a Internet o que suele compartir archivos con otros usuarios escucha con frecuencia las palabras virus, troyanos, spyware, adware y malware. Es común que pensemos, de una manera general, que todos son virus y peligrosos para cualquier computadora.

En parte, esta afirmación es verdadera: de hecho, todos ellos son perjudiciales de alguna manera. Sin embargo, no todos son virus y cada uno tiene sus propias características. Cabe destacar que a todos ellos se los denomina malwares. En este post aprenderemos a diferenciar las distintas categorías de malwares y sus problemas.

Todo-sobre-malware- (1)

¿Qué es el malware?

Cuando las primeras computadoras personales se ubicaron en los escritorios de las oficinas y hogares, también lo hicieron con ellas diversas amenazas a nuestra seguridad y privacidad, tales como virus y malwares. Al principio, la mayoría de las veces se trataba de ingenuas bromas que provocaban un susto tremendo, o algún pequeño daño, pero que no pasaban a mayores.

Pero con el correr de los años, el malware y los virus se han vuelto, además de mucho más eficaces, más peligrosos, ya que han cambiado su accionar, ya no buscan asustar ni provocar en la personas reacciones, ni el reconocimiento de sus desarrolladores, simplemente ha sido redirigida su función para obtener de nosotros todos los datos que tenemos almacenados en computadoras y dispositivos móviles para extorsionarnos, robarnos o cualquier otra intencionalidad criminal posible.

Todo-sobre-malware- (2)

En este sentido, una de las herramientas más implementadas por los desarrolladores con mentalidad criminal es el llamado Malware, que si bien  seguramente hemos escuchado hablar de ello, es posible que no estemos al tanto completamente de sus alcances y peligrosidad.

El malware es un hecho de todos los días. Cada vez que abrimos un correo electrónico, una imagen o un software descargado de Internet estamos expuestos a su accionar. Algunos de nosotros seguramente ya lo hemos padecido, y hemos sufrido hasta encontrar una solución limpia a la infección con malware que no nos obligara a formatear toda la PC y perder todo su contenido, además del tiempo necesario para restituir todo a su habitual ubicación.

Todo-sobre-malware- (3)

Otros no han tenido este problema, y es debido a que tienen mucha suerte o simplemente toman todos los medidas necesarias para que eso no ocurra

¿Qué es y por qué es tan peligroso el malware?

El malware es un tipo de software, es decir un programa, diseñado específicamente para provocar daños como el robo de información, modificaciones a los archivos del sistema operativo para tomar el control total del mismo y cualquier otro tipo de perjuicio, en cualquier tipo de sistema informático, incluyendo centros de datos, computadoras personales y dispositivos móviles, entre otros. Esto lo hace obviamente sin el consentimiento del propietario del equipamiento en cuestión.

Un malware puede provenir de incontables fuentes: pendrives, unidades de almacenamiento externas como discos y CD, archivos de internet, y los portadores pueden ser archivos comprimidos, aplicaciones ejecutables, imágenes, video, audio y mucho más.

También una de las más importantes y peligrosas fuentes de malware son las redes de descarga como el torrent, el eMule o similares, o las páginas de descarga de contenidos. Es por ello que al descargar desde estas redes o visitar estos sitios debemos ser extremadamente precavidos con lo que bajamos.

Todo-sobre-malware- (4)

El término malware proviene del inglés, específicamente de la contracción de dos palabras sajonas: “Malicious” y “Software”, y es la principal terminología utilizada tanto por profesionales como neófitos para referirse a este tipo de software problemático.

Sin embargo, la mayoría de las veces, el término se utiliza como sinónimo de virus, o como si fuera otro tipo de virus. Esto es incorrecto, ya que la palabra “malware” comprende tanto a los virus en cualquier de sus formas, como a las demás amenazas. Es decir que un virus, es otro tipo de malware.

Todo-sobre-malware- (5)

La respuesta a la segunda parte del interrogante del título es simple: existen demasiadas variantes de malware, virus, keyloggers, gusanos, crimeware, worms, troyanos, scareware, spyware, adware y muchos otros. Además, todos los días se desarrolla uno nuevo, lo que hace prácticamente imposible una lucha de igual a igual con ellos.

Todo-sobre-malware- (6)

Por más que tengamos instalado el mejor sistema antivirus, y tengamos la conciencia de tomar todas las precauciones posibles, tarde o temprano seremos víctimas, sobre todo si dejamos librada nuestra suerte sólo a estos elementos. Sin duda alguna, la mejor herramienta para combatir el malware es el sentido común.

Los malwares se dividen en otras categorías, y probablemente van a continuar haciéndolo a medida que descubran e inventen nuevas maneras de ataques. Esas categorías incluyen virus, Worms o gusanos, troyanos, rootkits, spywares, adwares y otros menos conocidos.

A partir de este punto podremos conocer estos malwares uno por uno con mayor profundidad, lo que nos permitirá en un determinado momento, hacerles frente sin desesperarnos.

Virus

Los virus son los programas más utilizados para causar daños, robar información y todo otro tipo de crimen cibernético. Los virus se diferencian de los otros malwares por su capacidad de infectar un sistema, hacer copias de sí mismo e intentar esparcirse hacia otras computadoras.

Todo-sobre-malware- (7)

Es muy común la infección con virus mediante archivos adjuntos en correos electrónicos y esto se debe a que generalmente es necesario que un virus sea accionado mediante una acción del usuario.

Uno de los virus más peligrosos registrados fue el “ILOVEYOU”, una carta de amor que se divulgo por email y es considerada responsable de la pérdida de más de cinco billones de dólares en diversas empresas.

Worms o gusanos

Un worm o gusano es un programa malicioso que se utiliza desde una red para esparcirse por varias computadoras, sin que ningún usuario necesite realiza alguna acción. Esta es la diferencia con un virus.

Los worms son peligrosos ya que pueden ser activados y esparcidos mediante procesos totalmente automáticos sin la necesidad de anexarse a ningún archivo para su ejecución. Mientras que los virus recogen modifican y corrompen archivos, los worms, suelen consumir ancho de banda de una red.

Todo-sobre-malware- (8)

Troyano

Troyano, es una abreviación de Troyan Horse (Caballo de Troya), y es un conjunto de funciones desarrolladas para ejecutar acciones indeseadas. Puede ser, por ejemplo, un archivo que es descargado como protector de pantalla, pero, luego de la instalación, se ejecutan diversos programas o comandos.

No todo troyano altera una computadora, en algunos casos, sólo instala componentes de los cuáles no tenemos conocimiento. De ahí la relación con el caballo de Troya, históricamente hablando. Recibimos un contenido que parece ser un determinado archivo, pero que contiene otras cosas que no esperábamos o de las cuales no fuimos informados.

Todo-sobre-malware- (9)

Rootkits

Los rootkits engloban algunos de los más escabrosos malwares conocidos. Estos programas toman simplemente el control de un sistema operativo sin el consentimiento del usuario y sin ser detectados.

El gran mérito del rootkit es su capacidad de esconderse de casi todos los programas antivirus mediante un avanzado código de programación. Aunque un archivo rootkit es encontrado, en algunos casos logra convertirse en indestructible. Los rootkits son la manera más eficiente para invadir un sistema sin ser detectado.

Todo-sobre-malware- (10)

Spywares

Spy, en inglés, significa espía, y fue con ese propósito que surgieron los spywares. En los comienzos, los spywares monitoreaban páginas visitadas y otros hábitos de navegación para informar a los autores. Teniendo ese tipo de información, los autores podían alcanzar a los usuarios con más eficacia, por ejemplo, con propagandas a base de la búsqueda realizada por el “espiado”.

Todo-sobre-malware- (11)

Sin embargo, con el tiempo, los spywares también fueron utilizados para robo de información personal (como por ejemplo contraseñas) y también para la modificación de configuraciones de la computadora (como la página principal del navegador).

Actualmente, los spywares ganaron popularidad y una gran cantidad de empresas desarrollan programas específicos para acabar con este tipo de malware. Estos son los programas Antispyware.

Adware

El último malware de esa lista generalmente no perjudica nuestra computadora, pero molesta, con certeza. Adwares son aquellos programas que muestran, ejecutan o descargan anuncios y propagandas automáticamente sin que el usuario pueda interferir.

En la actualidad, los adwares son considerados una categoría de software, diferenciándose de freewares (programas gratuitos), demos o trials (programas de prueba), ya que tienen la intención de divulgación, y no de perjudicar a una computadora o sistema.

Todo-sobre-malware- (12)

Si bien conocer a fondo los diferentes tipos de malware que existen es una de las herramientas fundamentales para poder combatirlos y erradicarlos de nuestros dispositivos, lo cierto es que este conocimiento sirve de poco si no tomamos ciertas precauciones que tienen que ver con el sentido común o no instalamos un buen software antivirus.

En este sentido, pulsando sobre este enlace a este post podrás encontrar los mejores antivirus del mercado y una completa guía de como instalarlos en la computadora de manera sencilla y sin problemas.

¿Malware WhatsApp? ¡Cuidado!

Uno de los principales temores que suelen tener los usuarios de equipos informáticos es, sin lugar a dudas, la posibilidad real y concreta de en algún momento ser víctimas de algún virus, es decir que dicho equipo se infecte provocando daños en el sistema operativo o bien siendo la puerta de entrada para que nos roben información personal y sensible.

El temor generalizado se centra entonces en los virus que pululan a través de internet, y puede ingresar a nuestros equipos sin que nos demos cuenta, aunque lo cierto es que con el debido cuidado de la seguridad en nuestros aparatos informáticos esta afirmación no es tan cierta.

Todo-sobre-malware- (13)

Dentro del extendido temor en torno a los virus y los malwares, los usuarios de smartphones son los que más suelen temer a este tipo de problemas, ya que como bien sabemos un teléfono inteligente puede llegar a ser infectado a través de distintas aplicaciones. Por lo general, esto sucede cuando instalamos app de orígenes dudosos o desconocidos.

No obstante, las aplicaciones oficiales y conocidas, como es el caso de WhatsApp que es lo que nos atañe en este artículo, también pueden servir de puerta de entrada para el ingreso de un malware.

Claro está, que para que una aplicación como WhatsApp, que posee una muy buena plataforma de seguridad para la protección de nuestros datos, se convierta en la puerta de entrada de malware, es necesario que nosotros como usuarios cometamos algún tipo de error que haga posible que el malware ingrese en nuestro dispositivo.

Todo-sobre-malware- (14)

Por ello, aquí te contamos cuáles son los malware más frecuentes en WhatsApp, y te acercamos algunos ejemplos de ellos, brindándote además las herramientas necesarias para evitarlos.

¿Qué es un malware WhatsApp?

Gracias al desarrollo permanente de aplicaciones, hoy podemos disponer de una gran variedad de servicios de mensajería instantánea. En los últimos años, los programas más populares de este tipo han sido WhatsApp, Skype, Facebook Messenger y Google Hangouts, entre otros, los cuales en mayor o menor medida demostraron tener problemas relacionados con el malware.

En el caso puntual de WhatsApp, desde hace tiempo ya hemos escuchado noticias acerca de las personas malintencionadas que utilizan WhatsApp con fines delictivos, por ejemplo propagando malware, sobre todo cuando se encuentran frente a usuarios novatos en el mundo de la informática.

Todo-sobre-malware- (15)

Lo primero que debemos tener presente cuando hablamos de malware en WhatsApp, como así también de cualquier tipo de virus informático, es que un malware tiene como principal objetivo engañarnos, y para ello se utilizan diferentes formas.

Por lo general, el malware en WhatsApp se centra en poder robarnos información personal y sensible, como por ejemplo conocer nuestros datos de cuentas bancarias, nuestras contraseñas, y todo tipo de datos que comprometa nuestra seguridad personal.

Para ello, por lo general el malware que se propaga a través de programas de mensajería instantánea, como es el caso del malware en WhatsApp, suele aparecer en forma de mensaje en el cual un contacto que desconocemos nos envía un enlace a una foto, un video o una página web.

Todo-sobre-malware- (16)

A partir de allí seguramente nos encontraremos con una plataforma que nos solicita datos personales, incluso algunos malware tienen la característica de engañarnos camuflándose y haciéndonos creer que es una aplicación real para poder robarnos nuestros datos.

Es muy importarte que tengamos en cuenta que para que un malware ingrese a nuestro dispositivo móvil a través de WhatsApp, nosotros debemos estar implicados en el proceso, es decir, debido a que los virus casi no existen en Android, lo cierto es que para que el malware actúe en nuestro smartphone es necesario que este código malicioso tenga nuestro consentimiento, por lo que en definitiva el que termina instalando y autorizando al malware somos nosotros mismos como usuarios.

Todo-sobre-malware- (17)

Ejemplos de malware WhatsApp

Si bien en la mayoría de los casos del malware en WhatsApp su formato suele consistir en un mensaje que incluye un enlace que nos dirige a un sitio engañoso o descarga un virus cuando pulsamos en él, lo cierto es que existe una gran variedad de diferentes formas de estafas a través de esta aplicación.

En este sentido, una de las estafas más frecuentes y populares consiste en la falsa noticia que se difunde en internet cada cierto tiempo, afirmando que en breve WhatsApp comenzará a cobrar el servicio a los usuarios de la aplicación, y que para evitarlo debemos realizar una serie de procedimientos en una web que nos permitirá seguir disfrutando de las bondades gratuitas de WhatsApp, claro que allí no encontramos con el pedido de información personal.

Todo-sobre-malware- (18)

En este mismo formato, también se difunde la existencia de otras versiones de WhatsApp, como una que hace un tiempo llevaba por nombre WhatsApp Gold, y que aseguraban que se trataba de la versión de la app que nos permitiría utilizar el servicio de forma gratuita una vez que la verdadera WhatsApp pasara a ser de pago, lo cual por supuesto era una gran mentira, que cada tanto logra engañar a más de uno.

Otro de los ejemplos de malware en WhatsApp más populares en los últimos tiempos parte de la base de un grupo de hackers que engañan a la gente haciéndose pasar por miembros de alguna organización gubernamental relacionada a la seguridad de Estado del país en el cual reside el usuario.

Todo-sobre-malware- (19)

A través de ello se envía un mensaje con un enlace que invita al usuario a pulsar en él, y en ese momento se ejecuta un archivo malicioso que infecta rápidamente no sólo la aplicación en cuestión sino todo el smartphone, con el fin de robarnos información.

Por lo general este enlace puede aparecer en forma de archivo JPEG, PDF, hoja de cálculo Excel, documento Word o demás, y cuando se pulsa sobre él lo que hace es descargar y autorizar el malware para que haga de las suyas en nuestro dispositivo móvil.

Su función básicamente consiste en recoger información personal, incluyendo información bancaria, la cual luego envía al usuario remoto que nos está estafando.

Todo-sobre-malware- (20)

¿Cómo evitar el malware WhatsApp?

La principal clave para evitar el malware en WhatsApp consiste en evitar todo lo que no conozcamos, es decir en principio debemos siempre evitar pulsar sobre mensajes que incluyan enlaces a lugares sospechosos, sobre todo si provienen de personas que no conocemos.

En el caso en que recibamos uno de estos tipos de enlaces de un contacto que conocemos, de todas formas debemos evitar pulsar sobre él, y se recomienda preguntarle a nuestro contacto y realmente ha sido él el que nos ha enviado ese enlace o archivo.

Por otra parte no es recomendable instalar aplicaciones para espiar conversaciones, ya que lo cierto es que se trata de servicios que contienen malware. De más está aclarar que debemos evitar por todos los medios la instalación de la conocida WhatsApp Gold o cualquiera de sus otras formas.

Todo-sobre-malware- (21)

También debemos evitar la instalación de cualquier aplicación que nos asegure que podemos añadir nuevas funciones a WhatsApp a través de ellas, ya que esto también es un rotundo engaño.

Asimismo, es recomendable evitar las típicas cadenas de mensajes, ya que por lo general estas también incluyen muchas veces un enlace creado para estafar a los usuarios.